Páginas vistas en total

martes, 30 de noviembre de 2010

marcha atrás. no se tocará el tema de diezmos ni impuesto de la Iglesia. Evo echó a la calle al funcionario Mendoza que dió la información. dice Iván


El vocero de Palacio, Iván Canelas informó que por decisión del presidente Evo Morales se decidió destituir al viceministro de Gestión Institucional de la Cancillería, Eugenio Mendoza Tapia por haber dado a conocer un documento en el que se establecía la imposición de un tributo a los diezmos y la categorización de las congregaciones religiosas.

El portavoz explicó que tal documento que no era oficial y que provocó la reacción de las Iglesias fue remitido sin que sea conocido ni por el Ministerio de Relaciones Exteriores y menos por el Órgano Ejecutivo.

“En ese sentido se dispuso que el responsable de haber enviado este documento sin conocimiento del presidente, del canciller y del Gobierno sea destituido de sus funciones”, explicó Canelas.

El vocero presidencial aseguró que el documento si bien fue entregado por una autoridad del Ministerio de Relaciones Exteriores, no era oficial ni pretendía ser tratado por el Órgano Ejecutivo.

Canelas aseguró que el Gobierno no tiene ningún interés en controlar el diezmo de los feligreses ni categorizar a las Iglesias porque esto va en contra de la Constitución Política del Estado que garantiza la libertad de culto.

En ese sentido la viceministra de Política Tributaria, Susana Ríos descartó que se esté pensando en crear impuestos a la Iglesia Católica u otro Culto. “El Viceministerio de Política Tributaria no está trabajando en el tema en particular”, señaló.

lunes, 29 de noviembre de 2010

la oración pulverizará al enemigo. unido el pueblo en Cristo Jesús es capaz de voltear al más fuerte malechor. se inicia vigilia de oración por Tito.


Tras la resolución de la federación de productores de coca del trópico de Cochabamba de declarar persona no grata al arzobispo de Cochabamba, Tito Solari, el cardenal Julio Terrazas le expresó en la homilía de ayer palabras de aliento e instó a todos los creyentes a seguir diciendo la verdad sobre los espacios donde hay víctimas de injusticia, narcotráfico, prepotencia y poder.

Entre tanto, en Cochabamba se anuncia para hoy el inicio de vigilias de oración por monseñor Solari y por la unidad de la Iglesia Católica en las parroquias del departamento a partir de las 19:30 de acuerdo a las preparaciones que organice cada párroco, revelaron fuentes del Arzobispado.

Por su parte, en una entrevista con Radio Vaticano, el Arzobispo de Cochabamba, Tito Solari, ratificó su preocupación por el empleo de niños y adolescentes en el microtráfico de cocaína y aseguró que dio un mensaje pastoral, no político.

Solari afirmó: “He tenido la oportunidad de compartir (esa preocupación) en una entrevista pública, y en mi intervención no hice una denuncia, lo digo claramente, sino que fue la manifestación de una preocupación, de un pastor, de los padres de familia, de los educadores, de los agentes pastorales por este peligro en el que están envueltos algunos jóvenes. Éste ha sido el contexto, ha sido un discurso de tipo pastoral”.

Ante las críticas de las autoridades gubernamentales y las amenazas de expulsarlo, el Arzobispo manifestó: “Nos duele evidentemente que haya sectores, y sobre todo el Gobierno, que se sientan atacados, se sientan ofendidos o heridos por estas declaraciones, pero éste es el clima que vivimos”.

El pasado sábado, en un ampliado de emergencia que se realizó en Lauca Ñ, las federaciones del trópico de Cochabamba aprobaron una resolución con la que designaron como persona no grata a monseñor Solari y le advirtieron con iniciarle un proceso ante el Vaticano si es que no pide disculpas.

Durante la homilía de ayer pronunciada en la catedral de Santa Cruz, Terrazas manifestó que se unía a Solari y le recordó la palabra de Dios: “Felices ustedes, cuando los persigan, cuando los calumnien, cuando los maltraten, cuando piensen que es un favor a la sociedad quitarlos del medio privándoles de la vida”.

“Solo así nos llenaremos de ese Cristo que es capaz de decirnos a todos los creyentes: ‘¡Ánimo! No tengan miedo. Sigan hablando, sigan diciendo la verdad, sigan pronunciando las palabras de vida, sigan señalando los espacios donde hay víctimas de grupos más poderosos que intentan romper todo aquello que es valor, esa autenticidad en nuestra gente”, manifestó.

La autoridad religiosa dijo que este tiempo es una invitación para retornar a la mesa abundante y extraordinaria del diálogo cristiano y señaló que “si vivimos de susceptibilidades, si sólo nos interesan los puntos que parecen herirnos, no podremos caminar lejos. Pero tenemos que caminar aunque sea lentamente diciendo: ‘en este lugar hay víctimas de la injusticia, en este lugar hay víctimas del narcotráfico, en este otro lugar hay víctimas de la prepotencia y del poder’”.

Señaló que “esa palabra del Señor fue tomada en serio por los primeros cristianos y tiene que serlo también hoy, porque lo que la fe busca no es un espacio físico para tener poder, sino el corazón del hombre para que no se inclinen ni se arrodillen ante ningún ídolo, ante ningún dios falso, velando constantemente para que la dignidad de la persona, de nuestros niños, de nuestros jóvenes, de nuestros hermanos adultos sea respetada”.

Santa Cruz en riesgo

El empresario del cemento Samuel Doria Medina alertó ayer sobre intereses de la mafia del narcotráfico del mundo de hacer de la ciudad de Santa Cruz un centro de distribución de la cocaína que se produce en Perú y Bolivia para que desde allí pueda llegar al mercado europeo y brasileño.

“Los brasileños lo han dicho en varias oportunidades. Ya no les interesa tanto el tema del gas, sino que el tema más importante es el de la cocaína”, sostuvo el empresario en una entrevista con Radio Panamericana.

Doria Medina se refirió a la polémica surgida entre la Iglesia y el Gobierno a raíz de la denuncia expresada por monseñor Solari sobre el alcance del narcotráfico hacia jóvenes y niños y afirmó que el peligro del narcotráfico ya no puede seguir ocultándose.

“Yo creo que este es un problema que tenemos que discutirlo y enfrentarlo y no tratar de castigar a los que ponen el tema sobre la mesa, porque además no es un problema sólo del Chapare o de La Paz”, manifestó el empresario en una entrevista con Radio Panamericana.

Expresó su preocupación porque en sectores del altiplano paceño existe una fijación en los jóvenes que quieren terminar el colegio para irse a producir coca a los Yungas.

Que dialoguen

El Defensor del Pueblo, Rolando Villena, se refirió al impasse entre el Gobierno y la Iglesia Católica y pidió que ambos sectores se sienten y entablen un diálogo para contribuir a la democracia.

“Esto debe pasar, y que se sienten al diálogo. Yo creo que ya no son necesarias más amenazas ni mucho menos, ni situaciones que puedan seguir haciendo crecer este tema. Creo que hay que llevar adelante un diálogo respetuoso”.

Sin embargo, afirmó que las denuncias presentadas por monseñor Tito Solari sobre la presunta utilización de niños por parte del narcotráfico deben ser serias y tener pruebas en las que puedan sustentarse.

“Es bueno que cuando se haga cualquier declaración se haga con la documentación que la sustente”, afirmó.

domingo, 28 de noviembre de 2010

vigilantes a la llegada del Señor ha proclamado el Cardenal. las luces de Navidad alumbrarán el mandato de no tener miedo, continuar con la verdad

Las afirmaciones las dio el cardenal Terrazas en medio de las duras críticas de sectores de Gobierno y de los productores de la hoja de coca tras las declaraciones que hiciera Monseñor Tito Solari, en referencia a su preocupación por la vinculación de menores de edad en el narcotráfico.


"Sólo así nos llenarnos de ese Cristo que es capaz de decirnos a todos los creyentes ánimo, no tengan miedo, sigan hablando, sigan diciendo la verdad, sigan pronunciando las palabras de vida, sigan señalando los espacios donde hay víctimas de grupos más poderosos que intentan romper todo aquello que es valor, que es autenticidad en nuestra gente", dijo el Cardenal en su homilía.


Luego hizo una invitación para retornar a la mesa abundante del diálogo cristiano. "Si vivimos de susceptibilidades, si sólo nos interesan los puntos que parecen herirnos, nosotros no podremos caminar lejos, pero tenemos que caminar aunque sea lentamente diciendo en este lugar hay víctimas de la injusticia, en este lugar hay víctimas del narcotráfico, en este otro lugar hay víctimas de la prepotencia y del poder y contra toda víctima se hace presente el Señor, se encarna en nosotros para decirnos que somos obras de Dios y que él nos quiere como sus hijos y como hermanos entre todos nosotros", dijo el Prelado.


Al inicio de su alocución, el Cardenal, lamentó que su ausencia el robo de las joyas del Museo de la Catedral de Santa Cruz. "Reencontramos, por el hecho doloroso de que algunos pensando de que quitando los objetos del Museo se va disminuir la fe de nuestra gente. Es doloroso lo que ha sucedido, es repudiable y es recomendable para que tampoco pase esta ocasión sin que realmente se encuentren a los causantes. No para aniquilarlos, sino para corregir errores o tendencias". Asimismo dijo sentirse satisfecho por la el título de Honoris causa de la Facultad de Teología, en una Universidad de Alemania al Cardenal de Bolivia.


Luego dijo que la palabra del Señor llega muchas veces en los momentos difíciles "y vemos que con la dificultad, este problema que se ha suscitado allá con nuestro hermano el Arzobispo de Cochabamba (Tito Solari), no es un motivo para desalentarnos, sino un motivo para darle gracias a Dios, que quiere que nos mantengamos despiertos, vigilantes y listos a tomar las acciones debidas para impedir que la muerte se vaya apoderando de personas, de grupos o de espacios físicos".


A él no le recordó las palabras del Señor, "felices ustedes cuando los persigan, cuando los calumnien, cuando los maltraten, cuando piensen que es un favor para la sociedad quitarlos de en medio privándoles de la vida. Dijo que la fe busca no un espacio físico para tener poder, sino el corazón del hombre, para que no se incline, ni se arrodille ante ningún ídolo, ante ningún Dios falso y eso velando constantemente para que la dignidad de las personas, de nuestros niños de nuestros jóvenes, de nuestros hermanos adultos sea respetada y sea llevada con altura por toda la sociedad. "Queremos animarle a nuestro hermano Tito y a toda la Iglesia de Cochabamba", dijo.


Frente a la imagen de la Virgen María proveniente de Cotoca, el Cardenal Terrazas, recordó que estos días es de preparación para la Navidad y no con el afán de realizar una Navidad esplendorosa en lo externo, "sino con el afán de vivir una Navidad en profundidad, que nos permita sentir al Señor encarnado en nuestros corazones, diciéndonos las palabras y las acciones que tenemos que decir para que realmente la libertad, la liberación que lo ha traído llegue cuanto antes a todas las personas".


Luego llamó a tener confianza, porque la casa del Señor será puesta en un lugar donde puedan acudir todos los pueblos y todas las personas, para escuchar ahí la enseñanza y dejar conducirse por los caminos de la libertad y la vida.


"Es la casa de todos, no de unos cuantos, no de unos privilegiados, la casa del pueblo de Dios donde tenemos que reunirnos y encontrarnos, encontrarnos en la unidad y el amor. El Señor nos va a decir su palabra, el Señor nos va a enseñar el camino, el Señor nos va a dar la fuerza para convertir algunos instrumentos que utilizamos para la guerra, para la pelea, para el odio, convertirlos en instrumentos que construyen paz, que construyen fraternidad, que construyen todo aquello que el señor desea para la humanidad que se viva como hermanos y que se sientan todos hijos del mismo Dios", afirmó.


Luego dijo que las armas, se convertirán en praderas donde no habrá más guerra de pueblo contra pueblo, no habrá más enojos iras entre los grupos, entre las personas. "La Paz del Señor es la que viene Cristo a sembrar en medio de nosotros y ese camino para que la siembra sea fecunda tenemos que prepararlo, tenemos que hacerlo realmente con una responsabilidad extraordinaria, no colocándole un foquito más a nuestro pesebre en la casa, sino colocar uno en nuestro corazón a los pies del Señor, para que él entre, para que él habite en nuestras vidas, para que él nos cambie, para que así nuestra devoción a la Virgen sea realmente algo que queremos tomar como modelo de ella. Ella aceptó llevar al Señor en su seno, ella aceptó porque era la única manera para que realmente el mundo se reconcilie, ella aceptó la portadora de Cristo para que nosotros seamos capaces de verlo de mirarlo, de contemplarlo, con ojos de admiración, de cariño, porque es uno de los nuestros en su forma de presentarse", sostuvo.


Rememorando un pasaje del Apóstol Pablo, dijo que es el momento de la creatividad, de decir con palabras nuevas y gestos nuevos "a Dios nuestro Padre que lo amamos, que lo queremos, que no vamos a permitir que se nos distraiga con cosas que nos alejan totalmente de nuestro Dios".


"Nuestro Santo padre el Papa, acaba d publicar una entrevista que le han hecho, cuyo título es ‘Luz del mundo’, esa luz que el mundo no la quiere recibir, esa luz que el mundo lo busca en otros orígenes, esa luz que desean todos que ilumine, pero que no le permiten no le abren paso para que sea realmente la luz de Cristo y no las pequeñas luces racionalistas", señaló.


Según el Cardenal el Evangelio es un llamado a vivir en vigilia, "nos preparamos a la Navidad, hay que despertar, hay que estar vigilantes porque la llegada del Señor es definitiva, la llegada del Señor es para salvarnos para siempre y tenemos que esperarlo con las puertas abiertas, y tenemos que estar atentos para que los ladrones no estén forando nuestras casas. Tenemos que ser realmente conscientes de que las luces de Navidad, sino provienen de una conciencia más clara, de un corazón arrepentido y más deseoso de vivir como Dios manda será una Navidad más que la vamos a enterrar ni bien pasen los días feriados", enfatizó.

jueves, 25 de noviembre de 2010

un formidable respaldo está recibiendo la Iglesia Católica a raíz de los ataques al Obispo Tito. es que la Palabra Viva acompaña su trabajo.

No tengan miedo que estaré con ustedes… Mt 28.19-20

Mauricio Aira

En el apogeo de su popularidad cuando parecía que nada se oponía a su poder y que gozaba de todo el apoyo posible, lanzaba Perón sus proclamas declarándoles enemigos a quienes se oponían a sus designios. Algunos peronistas encendidos de ciega pasión política no tuvieron reparos en atacar a las iglesias y ponerle fuego. Se produjo entonces una reacción impensada. Los jóvenes oficiales de la armada, que habían sido educados en la fe católica se amotinaron exigiendo a sus mandos “terminar con la barbarie y respeto por la religión”. Pasaron 48 horas y Perón terminó con su salida abrupta de Argentina y su exilio en España. Años más tarde cuando decidió regresar, tuvo que pedir perdón a la Iglesia que generosa se lo concedió. Volvió y nunca más atacó a los católicos.

El ejemplo de lo ocurrido en nuestro vecino país por los años cincuenta viene muy a propósito de lo que está ocurriendo en Bolivia. Se están dando testimonios valiosos sobre la obra y la personalidad del sacerdote Solari cuyo primer destino lo tuvo en Santa Cruz donde fue conocido por la hondura espiritualidad de una prédica de renovada fe del bien, la caridad y del amor. Mostró también severidad y dureza apostrofando el pecado, la miseria física y espiritual, el crimen, la mezquindad, la insensibilidad frente al dolor y las penas propias y ajenas, las flaquezas y los desvaríos humanos, por ello no le costó demasiado tiempo obtener el reconocimiento de sus bondades en la misión que le encomendó la Providencia en Cochabamba. Supimos de su profunda devoción por el pueblo, por su renuncia a toda ostentación, por la pobreza en la que vive en humilde vivienda.

Entre sus hermanos salesianos es conocido “por su santidad” incapaz de hacer el menor daño. Su vocación de caminar con el pueblo lo llevó a realizar la denuncia de la utilización de adolescentes y niños chapareños en el infame negocio de las drogas. Lo mismo que Juan Bautista que se atrevió a criticar a Herodes “por su vida en adulterio” y que le costó la cabeza, las palabras del obispo causaron un efecto inesperado. Demandó la intervención de la ley para frenar el abuso. Grupos descontrolados de productores de coca gritaron “Anatema. 48 horas para su expulsión” lo que fue replicado con energía por la CEB, grupos religiosos, autoridades y pueblo en general. Lo que corresponde es investigar la denuncia y poner soluciones. El Presidente Morales salió al paso “No comparto el pedido de mis compañeros. No puedo direccionarles. Solari es vocero de los EEUU”

La respuesta no ha traído la paz como se esperaba porque no es clara. Provoca confusión y prolonga el nerviosismo que vive la gran mayoría católica de la población, aunque son agresivas las voces de militantes masistas alentados por la confrontación que está agriando el debate y profundizando el odio y la revancha.

Con todo vigor algunos medios como Los Tiempos han demandado desterrar la confrontación para no continuar con la dinámica de apuntar contra un nuevo blanco La Iglesia Católica que al igual que los medios no se somete al proyecto político que busca dominar la sociedad desconociendo que fueron éstos el baluarte de libertad que posibilitó el regreso a la Democracia hace tres décadas. Se están echando por la borda conquistas tan caras al interés de los más pobres y desposeídos cuyos derechos habían sido avasallados. Aquella lucha logró superar los niveles de extrema pobreza y exclusión que no ha concluido.

La Iglesia ha dado pruebas de su servicio al pueblo en todas las épocas como se ha mostrado en una reciente documentada historiación de El Deber. Siempre ha estado del lado de los pobres y de los sin voz, porque su inspiración está en el Evangelio y en la promesa del Redentor. “No tengan miedo. Yo estaré con ustedes hasta la consumación de los siglos” Mateo 28. Promesa que se ha cumplido al pie de la letra porque en sus 2000 años de existencia nada pudo contra ella. “Los cielos y la tierra pasarán, pero mis palabras no pasarán” Lucas 21.

está buscando Evo una GUERRA SANTA? se pregunta El Día y le recomienda que en lugar de soltar el bozal de "sus talibanes" frene sus impulsos.

El Gobierno debería frenar un poco a los “talibanes” que ha sacado al ruedo para atacar a la Iglesia católica. Están yendo demasiado lejos y es posible que al Estado Plurinacional no dé la talla para desatar una suerte de “guerra santa”. La religión es un asunto muy serio para cualquier pueblo del mundo y mucho más para el boliviano, que en toda su historia no ha tenido más consuelo que el de los curas para calmar sus penas, además de saciar su hambre, curarse y educar a sus hijos. La “ligazón” (de ahí viene la palabrita “religión”) es muy grande y el “vivir bien” que promete Evo Morales está aún muy verde como para que la gente busque otro palo dónde arrimarse.
Uno de los talibanes descolonizadores del régimen quiere inventarse bodas al estilo tiawanakota, que seguramente resultarán como aquella ceremonia de coronación de Evo Morales como líder espiritual de Bolivia, que casualmente estuvo a cargo de un yatiri que resultó ser narcotraficante. La idea es arrebatarle el monopolio a la Iglesia, cuyo sacramento matrimonial está profundamente enraizado en la cultura occidental, a la que quiérase o no, pertenece nuestro país.
Los otros artilleros que ha designado el régimen para torpedear a la Iglesia están en el Chapare, donde supuestamente están escandalizados por algunos detalles sobre el narcotráfico que comentó el arzobispo de Cochabamba Tito Solari. Los cocaleros no sólo se han rasgado las vestiduras por cosas que son moneda corriente en el trópico cochabambino, sino que se han metido en honduras, haciendo alusiones xenofóbicas, exigiendo la expulsión del prelado. En resumidas cuentas, haciendo el mismo show de mal gusto que protagonizaron aquellos ponchos rojos que degollaron perros en el Altiplano. El efecto es idéntico, ya que deja a Bolivia con la imagen de un país primitivo.
Si lo que busca el Gobierno es generar una cortina de humo para esconder los graves problemas de la economía, conviene que no le den muchas vueltas a la tuerca ideológica, porque por menos que eso han estallado guerras en el mundo. Cuando Fidel Castro llegó al poder, fusiló a cientos de opositores, expropió y se declaró marxista-leninista, pero jamás se estrelló contra la fe católica de los cubanos. Curiosamente fue la Iglesia, a través del papa Juan Pablo II la que sacó a la isla cubana del ostracismo en el que había caído después del derrumbe del Muro de Berlín y han sido los obispos los que le han puesto paños fríos a la crisis de los disidentes de los últimos meses, que amenazaba con precipitar un desenlace inmanejable en La Habana. Hace unos días, Raúl Castro le devolvía el favor a la curia, asistiendo en primera fila a la inauguración de un seminario para la formación de sacerdotes cerca de la capital.
Aquí no se trata de doblegarse ni negociar posturas, o hacer como los romanos con el sanedrín, que llegaron a un pacto de no agresión por asuntos de conveniencia mutua. La Iglesia católica es un actor fundamental de la sociedad boliviana, con derecho ganado a opinar y reflexionar sobre los problemas de la actualidad. Su servicio es vital para la ciudadanía, especialmente los más necesitados y el Gobierno debe respetarla.

La Iglesia católica es un actor fundamental de la sociedad boliviana, con derecho ganado a opinar y reflexionar sobre los problemas de la actualidad. Su servicio es vital para la ciudadanía, especialmente los más necesitados y el Gobierno debe respetarla.

miércoles, 24 de noviembre de 2010

la conferencia episcopal le ha ofrecido pleno respaldo al Obispo Solari que ha sido apoyado por sendas organizaciones laicas y religiosas por denuncia


Luego de las diversas amenazas que surgieron desde el Chapare y sectores oficialistas en contra del Monseñor Tito Solari, Arzobispo de Cochabamba por sus declaraciones en las que denunció el uso de niños en el microtráfico de drogas en el Trópico cochabambino, la Iglesia Católica a través de la Conferencia Episcopal expresó su preocupación por las agresiones y mostró su solidaridad con el prelado.

“Como Iglesia boliviana nos solidarizamos con Mons. Tito (Solari) por ser un Obispo identificado con su pueblo y conocedor de los males que le aquejan, por su presencia y contacto con la gente, día a día, a lo largo de décadas de servicio y que alza su voz de alerta porque está en juego la integridad física y espiritual de tantos niños y jóvenes”, puntualiza la Conferencia Episcopal en un comunicado leído este martes.

Los Obispos de Bolivia, que en pasadas semanas expresaron su preocupación por el incremento del narcotráfico recordaron que es noticia frecuente la incautación o descubrimiento de fábricas de droga en diversos puntos del país y que esta realidad ha sido reconocida incluso por el presidente del Estado.

“No es la primera vez (lo dicen por Solari) que alguien se refiere a estos problemas, en el pasado remoto y reciente diversos reportajes de medios de comunicación han dado cuenta del tráfico de droga que compromete a adultos y menores de edad”, recuerda la nota hecha pública por los Obispos.

Sobre este tema el diputado del Movimiento Sin Miedo,Fabián Yacsik aseguró que la denuncia de Monseñor Tito Solari, más allá de provocar reacciones en contra de la autoridad eclesial debe generar una investigación de la seria denuncia, porque para nadie es desconocido que el narcotráfico sigue extendiendo sus tentáculos en el país.

“Me pareció extraño que a quien expresa una realidad se le exija las pruebas para aquello, tiene que haber una responsabilidad tanto de quien expresa estas denuncias y se debe aperturar una seria investigación y reflexión de lo que está sucediendo”, señaló.

El Dia no termina de sorprenderse por "la tergiversación engañosa" en relación al Arzobispo Solari ésta vez de parte del mismísimo vocero Iván

Entre las especialidades en las que se ha distinguido el Gobierno es en la tergiversación. Consiste en alterar los hechos o torcer los razonamientos o argumentos de tal manera que resulte algo parecido a lo que fue acuñado por el genio popular en el siguiente trabalenguas: “Donde dije ‘dije’, no dije ‘dije’ sino que dije ‘Diego’”. Pero la tergiversación pocas veces había llegado tan lejos como cuando, la semana pasada, el Señor Presidente vino a decir que el procedimiento de elección de los Papas no es democrático como son los comicios políticos que designan a las autoridades civiles. ¿Irreverencia intencionada o ignorancia culpable? Sea lo que fuere, los más tolerantes se lo tomaron a risa.

Para acabarlo de arreglar, el pasado viernes, el portavoz de la Presidencia, Iván Canelas, endilgó al Arzobispo de Cochabamba, Mons. Tito Solari, el haber “estigmatizado” (sic) a los niños de la zona del Chapare por narcotraficantes. ¡Falso! El Arzobispo no “estigmatizó” a nadie (grave expresión del vocero). El prelado se limitó a lamentar con profunda pena el uso que se está haciendo de algunos menores induciéndoles a transportar y vender droga a los viajeros. Mons. Solari no se lo inventaba. Simplemente recogía el testimonio fidedigno y la justificada preocupación de padres de familia y de maestros religiosos que están en contacto directo con la infancia y juventud de la región. Como es sabido, el crecimiento del narcotráfico fue una de las advertencias hechas por el vicepresidente de la Conferencia Episcopal de Bolivia, por la Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos y por muchas otras organizaciones mundiales. ¿Así que, con una simple contraacusación del portavoz Iván Canelas, el Gobierno pretende desentenderse de un problema tan grave como es el denunciado por los obispos?

La cosa no termina aquí. Por su parte, el ministro de Gobierno recriminó a los obispos por no denunciar los hechos que mencionaban en su mensaje. Con lo cual, según el ministro, se habrían incurrido en el delito de encubrimiento de los narcos. ¿Es que el Gobierno ignora lo que todo el mundo sabe? ¿Desconoce también que por las noches se escuchan los ronquidos de vuelos sospechosos en la zona del Chapare? ¿Será el trineo de San Nicolás que viaja cruzando nubes en estos tiempos próximos a la Navidad? ¿Para qué está la Felcn? Entonces, habrá que señalar al mismo Gobierno como encubridor. La cosa no acaba: Como era de esperar, el senador del MAS y dirigente de los bravos ponchos rojos, Eugenio Rojas, como loro que repite, como loro amaestrado, se sumó a la idiotez de proponer que la Iglesia Católica se inscriba en el Órgano Electoral Plurinacional como un partido político opositor. Esta es otra tergiversación de las palabras de los obispos cuando exhortan a consolidar una democracia participativa y justa, no sólo de boca para afuera, o cuando la Iglesia advierte sobre los niños que venden droga en el Chapare. En resumidas cuentas, la Iglesia Católica de Bolivia se encuentra bajo la inquisición masista.

Y ahora, amigo lector, trate de desenmarañar este enredado ovillo. A ver si entre todos los ciudadanos de buena voluntad logramos atemperar las calenturas que distancian cada día más al Gobierno laico-cósmico, de la Iglesia Católica. En especial en el tiempo litúrgico de Adviento en el que los cristianos se preparan para recibir espiritualmente al Dios del amor y de la paz

lunes, 22 de noviembre de 2010

nos ha vuelto a sorprender Benedicto XVI. ahora cuando se ha publicado otro libro que resume una extensa entrevista sobre su dimisión y el condón

El libro-entrevista del periodista alemán Peter Seewald con Benedicto XVI, que se publica mañana y en el que aparecen las opiniones del Papa sobre el preservativo, se está revelando una mina de declaraciones novedosas. En nuevos anticipos del texto Ratzinger, de 83 años, confiesa que renunciaría a su puesto si «físicamente, psíquicamente y espiritualmente no estuviera ya en condiciones de desempeñar mi tarea».

La cuestión de la dimisión se planteó repetidamente durante los últimos años de Juan Pablo II, ante el evidente deterioro de su forma física, y fue continua fuente de rumores y especulaciones.

De este modo Benedicto XVI se adelanta a futuras polémicas, pero no deja de ser sorprendente que hable de ello. Además,reconoce que sus fuerzas «están disminuyendo».

Otro aspecto delicado que aborda el libro es el de la infalibilidad papal, establecida por Pío IX en 1870 en pleno choque con la modernidad. Benedicto XVI, en línea con la doctrina, niega que el pontífice sea infalible en todo momento.

«El concepto nace ante la cuestión de que haya un último órgano que decide. (...) En determinadas circunstancias el Papa pude tomar decisiones gracias a las cuales queda claro lo que es fe de la Iglesia y lo que no. Pero no significa que el Papa produzca continuamente infalibilidad. (...) Obviamente puede tener opiniones personales equivocadas».

En cuanto a cuestiones personales, Ratzinger confiesa que en sus ratos libres ve alguna película y le gustan las de don Camilo.

domingo, 21 de noviembre de 2010

Cárdenas cree descubrir la pólvora cuando repite de memoria versiones sobre la cruz y la espada. se quedó sin argumentos para atacar a Cristo


Si alguien había pensado que el ataque del gobierno de Evo Morales contra la Iglesia Católica había cesado, el inefable viceministro de descolonización, Félix Cárdenas, se encargó de reactivar la ofensiva del poder contra un clero incómodo. Según Cárdenas, la Iglesia “bendijo con la cruz la muerte de millones de indígenas por la espada” y “patrocinó la discriminación por cientos de años en Bolivia”. “La cruz y la espada se han convertido en una suerte de socios transnacionales para saquear, para masacrar especialmente pueblos indígenas", dijo el viceministro, quien hace poco propuso purgar libros clásicos de la curricula escolar por considerarlos “racistas”. Pobre y parcial visión de la historia la del funcionario, que extirpa de la memoria a un fray Bartolomé de las Casas o, para hablar de tiempos más cercanos, la intensa obra social desplegada por la Iglesia en beneficio de los más humildes, la mayoría de ascendencia indígena. Tanta furia gubernamental sólo puede explicarse por la verdad inherente a las denuncias realizadas por los obispos, en el sentido de que Bolivia se encamina hacia el autoritarismo, en medio de un creciente fenómeno de narcotráfico. “El verdadero rey es el que sirve a la paz social y no el que impone y persigue”, dijo por su parte en la homilía dominical Monseñor Sergio Gualberti. Y es que la Iglesia no está haciendo otra cosa que seguir la senda trazada hace décadas por el ejemplo de Luis Espinal, quien denunció a costa de su vida el advenimiento de un despotismo fundado en el narcopoder. La historia tiende a repetirse, tal vez en otro plano y con otros discursos ideológicos, pero con las mismas realidades fundamentales. Mientras tanto, las últimas declaraciones de Benedicto XVI parecen desmentir una a una las temerarias aseveraciones del presidente Morales, al mostrar a un Papa reformista decidido a revisar, con responsabilidad y mesura, varias de las posturas tradicionales de la Iglesia, desde la infalibilidad pontificia hasta el uso de preservativos, pasando por la posibilidad de renuncia del Pontífice en caso de grave quebrantamiento de salud. Todo lo cual no hace sino confirmar lo absurdo de un ataque que no sólo constituye una amenaza a la libertad religiosa en nuestro país sino, por sobre todo, una confesión de partes ante las denuncias hechas por los prelados.

notishots@gmail.com

sábado, 20 de noviembre de 2010

aunque el nombramiento había sido anunciado con anticipación no por ello dejó de concitar interés en todo el mundo religioso

El papa Benedicto XVI invistió el sábado a 24 nuevos cardenales, entre los que figuran el ecuatoriano Raúl Eduardo Vela Chiriboga y el brasileño Raymundo Damasceno Assis.

Entre los 24 nuevos cardenales, veinte tienen menos de 80 años y por lo tanto derecho a voto en el cónclave para elegir al sucesor del Papa.

La lista de los 20 nuevos cardenales menores de 80 años es la siguiente:

Ocho altos responsables de la curia:

- Angelo Amato (Italia), 72 años, prefecto de la congregación para la Causa de los Santos desde julio de 2008.

- Mauro Piacenza (Italia), 66 años, prefecto desde octubre de la congregación para el Clero.

- Fortunato Baldelli (Italia), 75 años, ex diplomático del Vaticano.

- Raymond Burke (Estados Unidos), 62 años, prefecto del equivalente de la Corte de Casación del Vaticano.

- Velasio De Paolis (Italia), 75 años, delegado del Papa ante la congregación ultraconservadora Legionarios de Cristo, sacudida por el escándalo de la doble vida de su fundador, el mexicano Marcial Maciel.

- Gianfranco Ravasi (Italia), 68 años, presidente del Consejo pontifical para la cultura.

- Kurt Koch (Suiza), 60 años, presidente del Consejo pontifical para la unidad de los cristianos.

- Robert Sarah (Guinea), 65 años, presidente del Consejo pontifical Cor Unum, encargado de la caridad del Papa.

- Antonios Naguib, 75 años, Patriarca de Alejandría de los coptos (Egipto).

- Paolo Sardi (Italia), 76 años, representante del Papa ante la Orden de Malta.

Diez titulares de sedes cardenalicias en el mundo:

Cuatro en Europa:

- Reinhard Marx, Munich-Freising (Alemania), 57 años, benjamín del Sacro Colegio

- Kazimierz Nycz, Varsovia (Polonia), 60 años

- Paolo Romeo, Palermo (Italia), 72 años

- Francesco Monterisi, Roma/San Pablo extramuros (Italia), 76 años

Dos en América Latina:

- Raúl Eduardo Vela Chiriboga, ex obispo de Quito (Ecuador), 76 años

- Raymundo Damasceno Assis, Aparecida (Brasil), 73 años, presidente del Consejo Episcopal Latino Americano (CELAM)

Dos en Africa:

- Laurent Monsengwo Pasinya, Kinshasa (RDC), 71 años

- Medardo Joseph Mazombwe, ex obispo de Lusaka (Zambia), 79 años

Uno en América del Norte:

- Donald William Wuerl, Washington (Estados Unidos), 70 años

Uno en Asia:

- Albert Malcolm Ranjith Patabendige Don, Colombo (Sri Lanka), 63 años

El papa Benedicto XVI promovió además a cuatro religiosos de más de 80 años, sin derecho a voto:

- Domenico Bartolucci (Italia), 93 años

- Elio Sgreccia (Italia), 82 años,

- Walter Brandmüller (Alemania)

- José Manuel Estepa Llaurens (España), 84 años

cj/ljm.zm/es/acc

viernes, 19 de noviembre de 2010

"las reliquias de la muerte" el último sobre harry potter es un film pesado y pesimista, nada puede contra la maldad, la traición, el odio ...R.V.

Radio Vaticano considera que la película"Harry Potter y las reliquias de la muerte", la última entrega de la saga de JK Rowling, que se estrena mañana en todo el mundo, es un filme "tenebroso y pesimista" cuyos tres protagonistas "se encuentran solos y asustados para hacer frente a los enemigos".

"El último capítulo cinematográfico de la saga mágica está repleto de un profundísimo pesimismo, de una espesa oscuridad y falta de humor. No hay juegos, no existe camaradería ni sorpresas divertidas", señaló la emisora de la Santa Sede. Según Radio Vaticano, "ni siquiera la magia asegura ya la victoria y la protección" y "nada puede con la maldad, la traición, el odio, el deseo de destrucción del adversario y de lo que representa".

Para la radio del Papa, es necesario recuperar los sentimientos y virtudes más en sintonía con el corazón humano.

"Parece necesario proponer también de nuevo la confianza en si mismo y en las propias cualidades, más que en la sola eficacia de la varita mágica o las pociones misteriosas", agregó Luca Pellegrini, el encargado por Radio Vaticano para comentar el filme. Pellegrini señaló en su crítica que en esta ocasión "el recorrido de los tres héroes (Harry, Hermione y Ron), crecidos y perturbados, está accidentado, lleno de peligros".

Una película «pesada» según Radio Vaticano

"Y por ello, no sólo deben combatir a los adversarios en escenas que destilan miedos e inquietudes poco en consonancia con el público infantil, sino que también tienen quecombatir con ellos mismos las tentaciones, divisiones e inseguridades", agregó.

Pellegrini subrayó que los tres pequeños magos "se pelean y se dividen y no saben ya dónde ir y a quién pedir ayuda, están en una continúa fuga, solos, abandonados y perseguidos".

Según la crítica de la radio de la Santa Sede, "el aislamiento, la frustración y la falta de metas" son los "defectos" de "Harry Potter y las reliquias de la muerte", una película "que no logra encontrar un equilibrio entre el guión y la dirección de David Yates".

También señala que muchos de los personajes que "iluminaron" las anteriores películas aparecen en ésta "confinados a una pocas frases y apariciones fugaces", mientras tensiones, misterios inesperados y magias se incluyen como si fueran obligatorios, haciendo que el filme se haga "pesado". (RD/Efe)

martes, 16 de noviembre de 2010

Tito Solari, Jesús Pérez y Oscar Aparicio ofrecen conferencia de prensa con las conclusiones de la Asamblea 90 de la CEB al pueblo de Dios

Manifestando su preocupación por "la extrema pobreza, narcotráfico, alza de precios de la canasta familiar, democracia a menudo formal, poco participativa y consensuada, la grave contaminación y deterioro ambiental", los obispos de Bolivia finalizaron hoy la XC Asamblea Episcopal de Bolivia, que se realizó desde el 11 de noviembre en la casa Cardenal Maurer de Cochabamba.

Los religiosos reflexionaron sobre la realidad del país y el compromiso cristiano ante ella, conclusiones que fueron presentadas por Monseñor Tito Solari, Monseñor Jesús Pérez y Monseñor Oscar Aparicio a la población, en conferencia de prensa.

En el informe destaca la preocupación que tiene la iglesia ante la realidad de los bolivianos.

En anteriores conferencias de prensa, el Vicepresidente de la Conferencia Episcopal, Monseñor Jesús Pérez indicó que los mensajes que se emiten son dirigidos a los Obispos y no al Gobierno en particular, sin embargo, hoy el mensaje está dirigido al “pueblo de Dios y como este pueblo lo conformamos todos el Gobierno es parte de él, pues todos somos una familia, la familia de Dios”.

“Ahora este es un mensaje al pueblo, tocando casi todos los mismo temas que no pueden ser desarrollados, porque se quiere abarcar un mensaje más unitario”, explicó Monseñor Jesús Pérez.

Los obispos enfatizaron que la Ley Avelino Siñani fue una de sus preocupaciones fundamentales.

“Es importante que una ley, como la de Educación, sea conocida, socializada, tomada en cuenta por los padres de familia y sea asumida con responsabilidad por todos los actores de la educación como profesores, alumnos y sobre todo padres de familia.”, indicó el arzobispo de Cochabamba, Monseñor Tito Solari.

“Es difícil hablar sobre esta ley porque no conocemos la visión final, pero las versiones anteriores tienen unas características bien interesantes por ejemplo el rescate de los valores culturales y la reorientación técnica, sin embargo, nos preocupa el hecho de que el Estado asuma la exclusividad de la enseñanza, porque el Estado no puede enseñar religión, es laico y no tiene competencia para enseñar religión”, explicó Solari.

Otros temas tratados fueron una evaluación del proceso de la Misión Permanente en Bolivia, reflexión sobre el protagonismo de los católicos en la Bolivia de hoy, el cuidado y protección del medio ambiente a partir de los valores cristianos, la importancia de la educación religiosa, los jóvenes y las vocaciones en el contexto del trabajo que realiza la pastoral juvenil y la definición de los nuevos estatutos de la Conferencia Episcopal Boliviana.

Del 11 al 16 de noviembre, los Obispos de Bolivia llevaron adelante su noventa asamblea plenaria en casa Cardenal Maurer de Cochabamba, con encuentros de las áreas de la Conferencia Episcopal Boliviana así como del Consejo de Coordinación Pastoral (CCP) y del Consejo Episcopal Permanente (CEP).

también El Deber se ha referido a la actitud grosera e iracunda con que Sacha y Rojas han respondido al pronunciamiento de la Iglesia. réplica torpe


El Gobierno nacional ha reaccionado con actitud grosera e iracunda a un pronunciamiento de la Iglesia católica sobre la falta de un diálogo político en el país y sobre la violación de libertades elementales.
Las respuestas del ministro Sacha Llorenti y del senador Eugenio Rojas no fueron, ciertamente, bien meditadas, porque lo único que han hecho es confirmar que, como había dicho la Iglesia, el Gobierno carece de aptitudes para el diálogo.
Con un poco de inteligencia, los funcionarios gubernamentales podían haber convocado a los obispos a un diálogo serio y civilizado, lo cual hubiera sido una suficiente respuesta.
El Gobierno podía haber dado, también, otro tipo de respuesta, con igual propósito. Ya que se trataba de dar una réplica rechazando lo que había dicho la Iglesia, el Gobierno hubiera podido dar las pruebas de que tiene la aptitud y el propósito del diálogo. Para ello hubiera hecho falta una enumeración de las iniciativas de diálogo que hubiera tenido el Órgano Ejecutivo, como prueba de que la acusación de la Iglesia no tiene argumentos.
En cambio, lo que hizo Llorenti fue insultar con una larga lista de adjetivos. Aparte de ser grosera, la respuesta del Gobierno es un error, porque da la razón a la Iglesia y muestra una faceta negativa de la actual administración.
Lo que la Iglesia dijo fue que no hay diálogo y que las libertades elementales están en proceso de eliminación por parte del Gobierno.
Había que responder a esas dos afirmaciones, no insultar. Había que argumentar, no gritar.
Este episodio viene a perjudicar la imagen del país cuando el encandilamiento internacional por el actual Gobierno ha comenzado a debilitarse.
Se ha mencionado en estas páginas el hecho de que ningún gobierno del país había sido acusado ante la Comisión de Derechos Humanos de la OEA por los pueblos originarios y los periodistas bolivianos en el curso de pocos días.
Esas acusaciones han abierto los ojos de muchos extranjeros sobre lo que realmente está ocurriendo en Bolivia. Se ha mostrado que quienes manejan este “proceso de cambio” están cometiendo errores tan graves como dañar los derechos de los pueblos originarios y violar la libertad de expresión.
Lo que podría lograr esta torpe respuesta del Gobierno a la Iglesia católica es que la comunidad internacional se percate de que hay otros errores graves que comete el actual Gobierno, además de los aludidos por los obispos. Un prefecto preso desde hace más de dos años, alcaldes destituidos con todo tipo de pretextos, el control de la justicia, persecuciones políticas enmascaradas, además de un mal manejo de la economía, la destrucción de los bosques, el incremento de los cocales, el poder creciente del narcotráfico y la sensación de disolución que crece en el país, están en esa lista.
Las críticas de la Iglesia merecían una respuesta seria, porque reflejan la preocupación de los bolivianos. Decir que se trata solamente de la “jerarquía” episcopal es tan grosero como asegurar que la protesta del periodismo refleja solamente la posición de los empresarios.
Los temas que preocupan a los bolivianos merecen un tratamiento serio de parte del Gobierno.

lunes, 15 de noviembre de 2010

laicos apoyan a la Iglesia. la prensa se hace eco de sus palabras. el Gobierno responde acremente. mal momento se vive en Bolivia

La Iglesia exhorta a evitar confrontación

A sólo un día de que se clausure la Asamblea de obispos de Bolivia, que inició la semana pasada con un crítico mensaje de la Iglesia al Gobierno, el vicario de la Arquidiócesis de Santa Cruz Roberto Flock pidió en su homilía dominical evitar la confrontación.

Flock exhortó a la ciudadanía y gobernantes a buscar diálogo y consenso para lograr justicia y un cambio verdadero. Afirmó que, a pesar de lo fuerte de cualquier argumento o convicción, siempre debe ser consensuado.

“Los que ofrecen falsas salvaciones prefieren la confrontación en vez de dialogar sobre las ideas y posibilidades. Prefieren insultar y atacar a las personas, creen que el proceso de cambio es lucha de clases que se gana a la fuerza y por cualquier medio”, dijo Flock.

En opinión del vicario, en la historia de la humanidad se enfrentaron distintas visiones e interpretaciones de la realidad y siempre los resultados fueron mejores cuando se aplicaron el diálogo y el consenso. “Aunque tengan profundas convicciones para establecer la justicia, aun así, entran a dialogar y escuchan a los demás”, afirmó.

“El verdadero proceso de cambio, el progreso auténtico, es lento, y es fácil equivocarse”, reflexionó Flock. Argumentó que en la Iglesia Católica existe una práctica que tiende al consenso para asumir decisiones.

Señaló que el consenso y la unidad son mejores que la democracia en cualquier decisión, ya que la democracia formal podría poner a un 49 por ciento contra el 51 por ciento.

La Asamblea de obispos de Bolivia, reunidos en la Conferencia Episcopal desde el jueves, se clausurará mañana. Para las 10.00 se espera una conferencia de prensa en la que se leerá el mensaje al pueblo de Dios a manera de conclusión de esta Asamblea.

El portavoz gubernamental, Iván Canelas, dijo que el Gobierno esperará a conocer el documento final para opinar sobre el mensaje eclesiástico; sin embargo, el ministro de Gobierno, Sacha Llorenti, fue duro en sus comentarios contra la Iglesia y el clero, a los que tildó de antidemócratas, además de estar en contra del proceso de cambio.

Para la Iglesia, el proceso de cambio no se logra por la fuerza

Exhortación. El vicario Roberto Flock reiteró la falta de diálogo

imageEspiritualidad. Las autoridades eclesiásticas se encuentran reunidas desde el pasado jueves en Cochabamba

Carmela Delgado | El Deber

La relación de la Iglesia católica con el Gobierno está en un momento crítico. El Vicario General de la Arquidiócesis de Santa Cruz, Roberto Flock, en su homilía dominical exhortó a la ciudadanía y a los gobernantes a buscar diálogo y consenso para lograr justicia y un cambio verdadero.

"Los que ofrecen falsas salvaciones prefieren la confrontación. En vez de dialogar sobre las ideas, insultan y atacan a las personas. Creen que el proceso de cambio es una lucha de clases, que se gana a la fuerza, con cualquier medio”, enfatizó.

Flock indicó que los que ofrecen una verdadera salvación, aunque tengan profundas convicciones sobre cuál es el mejor camino para establecer la justicia, o qué es la verdad entre tantas interpretaciones de la realidad, “aún así, entran en diálogo y escuchan a los demás, buscan consensos y respetan procesos”, apuntó. También recordó que quienes buscan la salvación “tienen paciencia, porque saben que el verdadero proceso de cambio, el progreso auténtico es lento, que es muy fácil equivocarse, y que el camino acertado es aquel que hacemos juntos”, apuntó.

El vicario argumentó que en la Iglesia católica existe el proceso de sinodalidad, una práctica que busca el consenso para asumir determinaciones. "Tengan cuidado y no se dejen engañar, unidos a nuestro pastores seamos auténticos discípulos de Jesucristo, ya que él es el sol de la justicia que trae la salvación en sus rayos", aseveró.

Desde el Gobierno no quisieron referirse al tema argumentando que estuvieron ocupados en el acto de celebración del Ejército. Además, señalaron que la Iglesia es una institución netamente espititual y en ese campo se la debe escuchar.

Reiteraron que la posición del Gobierno ya la dio el ministro de Gobierno, Sacha Llorenti, haciendo referencia a la declaración en que calificó de antidemocrática la actitud de la Iglesia católica.

Obispos darán mañana un mensaje al pueblo

Mañana concluye la nonagésima asamblea de obispos de Bolivia y lanzarán un mensaje al pueblo, después de estar reunidos desde el pasado jueves.

En el acto de inauguración los obipos lanzaron algunas preocupaciones con el afán de que todas las personas sientan la predisposición de la Iglesia para aportar en la solución a los problemas que aquejan al país.

Los obispos se refirieron al compromiso de la Iglesia católica en la sociedad civil y también presentaron su saludo al presidente Evo Morales, con una visita realizada el pasado miércoles con lo que dijeron qu se dio una muestra de acercamiento y predisposición a todo diálogo.

Las autoridades eclesiásticas darán a conocer hoy el documento del Sínodo de la Palabra.

Laicos de Santa Cruz defienden a los obispos mediante una carta

El Consejo Arquidiocesano de Laicos hizo circular una carta en la que apoya a los obispos bolivianos.

El Consejo Arquidiocesano de Laicos de Santa Cruz, que representa a todo el laicado católico local, apoya a los obispos que se reunieron en la XC Asamblea de la Conferencia Episcopal de Bolivia. Se adhiera a las palabras de Mons. Jesús Pérez (vicepresidente de la Conferencia Episcopal) sobre la misión permanente de la Iglesia. “Cada vez que en la vida de la sociedad se vulneren los derechos humanos como la sacralidad de la vida (…), la dignidad de la persona, el bien común, la libertad en cuanto expresión de la singularidad de cada persona y la justicia (…) tenemos el deber de ejercer la caridad social y política, procurando el bien posible para la comunidad en su conjunto, dando testimonio del amor de Cristo que murió por nosotros”, dice la misiva. El Deber