Páginas vistas en total

jueves, 2 de mayo de 2013

los dos santos padres se reunieron hoy en el Vaticano. Benedicto que llega para quedarse y residir en un pequeño claustro dentro del Estado y Francisco que todavía habita la residencia de Santa Marta. histórico encuentro sin antecedente


El Papa argentino Francisco recibió este jueves, personalmente al Papa emérito Benedicto XVI en el Vaticano, el regreso marca el inicio de una convivencia sin precedentes entre dos pontífices. Este hecho marca un momento histórico al interior de la Iglesia Católica, debido que es la primera vez que dos pontífices coinciden en la Santa Sede.


Se trata de la primera vez en la historia que dos santos padres conviven dentro de las murallas del Vaticano, los dos vestidos de blanco y con el título de "Su Santidad", "el Papa Francisco lo recibió con gran fraternidad y cordialidad. Tras lo cual se dirigieron a la capilla del monasterio para una breve oración", precisó un comunicado el Vaticano.

El convento "Mater Ecclesiae", será el nuevo domicilio del Papa emérito, el sitio fue reformado para la ocasión y está localizado en los apacibles jardines del Estado más pequeño del mundo y a pocos metros de la Casa Santa Marta, donde reside Francisco. Benedicto XVI vivirá en su nueva residencia con un pequeño grupo de asistentes, entre ellos su secretario privado, el obispo alemán Georg Gänswein.

 Joseph Ratzinger, de 86 años, llegó a las 16:45 hora local, en helicóptero al Vaticano proveniente de Castel Gandolfo, donde residió durante dos meses tras hacer efectiva su renuncia el 28 de febrero.

Una delegación oficial formada entre otros por el decano del colegio cardenalicio Angelo Sodano y el secretario de Estado, Tarcisio Bertone, quien fue su mano derecha, lo acogió en el helipuerto, según la oficina de prensa del Vaticano, que aclaró que no distribuirá fotos de su llegada, suscitando interrogantes en la prensa sobre su estado de salud. No obstante, el vocero papal, padre Federico Lombardi, desmintió de nuevo este jueves que el Papa emérito se encuentre gravemente enfermo como aseguraron medios de prensa españoles.

Benedicto XVI ha vivido en la residencia veraniega papal, a unos 30 kilómetros al sur de Roma, donde permaneció "oculto al mundo", pese a unas pocas fotografías "robadas" mientras paseaba junto a su secretario y al encuentro que mantuvo con el nuevo pontífice.

Desde su elección el pasado 13 de marzo, Francisco ha manifestado en varias ocasiones amistad por su predecesor, con quien ha hablado telefónicamente y ha celebrado misa en honor de su reciente cumpleaños.

 El papa emérito no llevará una vida de recluso y podrá ser consultado por su sucesor y recibir personas y amigos, precisó Lombardi.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

invitación a comentar lo publicado. la única restricción está en un lenguaje pulcro, directo, sin insultos ni palabras soeces que dañen la dignidad