Páginas vistas en total

domingo, 17 de abril de 2011

los fieles católicos llevan en las manos las palmas de olivo para aclamar a Cristo que ingresa en la capital Jerusalem al grito de Hosanna al Hijo de David!

La entrada a Jerusálem en medio de las aclamaciones del pueblo judío. Bendito eres Señor! Domingo de Ramos, fue celebrada hoy en la mañana  por la cúpula de la Iglesia y los fieles católicos en la Catedral de la Plaza 14 de Septiembre. 

En la celebración del acto religioso participaron los fieles católicos de la Arquidiócesis, cuyo mensaje en las actividades de esta Semana Santa está relacionados a un espacio privilegiado para la reflexión, y la meditación de los Misterios Santos, que por mucho, “son la esencia de la fe”.

Recuerdo solemne

El Domingo de Ramos abre solemnemente la Semana Santa, con el recuerdo de las palmas y de la Pasión; de la entrada de Jesús en Jerusalén y la liturgia de la palabra que evoca la Pasión del Señor en el Evangelio de San Marcos.

Este día, se entrecruzan las dos tradiciones litúrgicas que han dado origen a esta celebración: la alegre, multitudinaria, festiva liturgia de la iglesia madre de la ciudad santa, imitación de los que Jesús hizo en Jerusalén, y la austera memoria de la pasión que marcaba la liturgia de Roma.

La liturgia de las palmas anticipa en este domingo, llamado pascua florida, el triunfo de la resurrección; mientras que la lectura de la Pasión invita a reflexionar en el amor de Cristo
.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

invitación a comentar lo publicado. la única restricción está en un lenguaje pulcro, directo, sin insultos ni palabras soeces que dañen la dignidad