Páginas vistas en total

viernes, 26 de septiembre de 2014

en plena plaza principal, bajo la presidencia del Vice García, se "organizó una ofrenda a la Pachamama" que nada tiene que ver con usos y costumbres cambas, en acto de prepotencia y provocación a los cruceños.

Los discursos son muy bonitos; las empanaditas que hacen las autoridades locales con los líderes nacionales están mejor; ni qué se diga de los anuncios en televisión que hablan del amor que siente el centralismo masista por Santa Cruz o de las promesas de impulsar el crecimiento y el fortalecimiento de las actividades productivas. 

Todo se ve bien y hay quienes lo aplauden, pero a la hora de revisar las actitudes, los hechos que hablan mejor sobre cómo son realmente las cosas, la situación es diferente. Queremos referirnos a la absoluta falta de respeto que cometió el vicepresidente García Linera hacia la identidad, la cultura y la fe de los cruceños en el 24 de septiembre. 

Nada menos que en la Manzana 1, frente a la Catedral Metropolitana, donde se celebró la misa de acción de gracias por la efeméride cruceña, la gente del presidente en ejercicio organizó una ofrenda a la Pachamama, con rituales andinos que no tienen nada que ver con la cultura local. 

Ese acto fue una clara demostración de prepotencia y provocación que lamentablemente es tolerada por autoridades locales y departamentales. Esto nos debe dar una idea de lo que puede ocurrir en Santa Cruz una vez sea tomada por la hegemonía del MAS.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

invitación a comentar lo publicado. la única restricción está en un lenguaje pulcro, directo, sin insultos ni palabras soeces que dañen la dignidad